Cómo viajar con mascotas en autobús

Los viajes son para compartirlos con tu familia, amigos, pareja y, ¿por qué no? tu mascota. Es lógico querer pasar tiempo con tu mascota, pues se trata de un amigo incondicional que espera tu regreso a casa cuando sales al trabajo: está contigo en las buenas y en las malas, sin excepción. Algunas empresas de autobuses permiten a los usuarios viajar con mascotas pequeñas, cumpliendo con las regulaciones establecidas por las leyes españolas. Las regulaciones para poder viajar con mascotas en autobús son las siguientes:

  1. Por lo general, solo se permite el viaje en autobús con perros, aunque algunas líneas de autobuses admiten gatos, hurones y aves, siempre y cuando sean de tamaño pequeño.
  2. El peso de tu mascota (perro, gato, hurón, aves) no debe exceder los 10 kilos.
  3. Antes de adquirir el billete de autobús, debes informar a la compañía que deseas viajar con tu mascota. Algunas empresas solicitan un abono del 50% sobre el valor del billete para poder viajar con tu mascota, mismo que debe cubrirse al momento de la adquisición del billete. Otras empresas, en cambio, no realizan este cargo adicional, pero te piden que llenes un formulario que ellos mismos te proporcionan.
  4. En el caso de los perros de asistencia o perros de compañía para invidentes, pueden viajar en autobús sin coste adicional, haciendo uso del pasillo central. Para ello, debe acreditarse la condición y proporcionar la documentación sanitaria del perro. El dueño debe mantener el control del perro a cada momento, manteniendo al perro con correa y bozal durante el trayecto.
  5. Las demás mascotas (es decir, perros que no sean de asistencia o compañía para invidentes, así como gatos, hurones y aves), viajarán en la bodega del autobús haciendo uso de trasportines rígidos, con rejilla y cierre seguro. Dicho trasportín deberá contar con fondo impermeable, por si tu mascota hace sus necesidades en el trayecto.
  6. Tu mascota debe viajar con su microchip y la cartilla que acredita sus vacunas y desparasitaciones.
  7. Como propietario, es tu deber cerciorarte de que el transportín sea depositado debidamente en la cabina, unos 15 minutos antes del inicio del viaje, para comprobar que las condiciones de la bodega son óptimas para tu mascota en términos de espacio y temperatura.
  8. También, como propietario, eres responsable del embarque y desembarque de tu mascota, de manera que sea práctico y cómodo para ti, tu mascota y los demás pasajeros.
  9. No se recomienda viajar con mascotas cuando la temperatura exceda los 25° C, o el trayecto sea muy largo.

En Torres Bus sabemos que no siempre es posible encontrar a alguien de confianza que cuide de tu mascota o pagar los servicios de una residencia para mascotas. Además, hay viajes inolvidables en los que debe estar viajar con mascotas en autobús. Contáctanos para conocer más acerca de nuestros servicios.

 

Un Comentario

  1. Pingback: Cómo viajar con mascotas en autobús – Torres

Comentarios cerrados.